Nuestros socios:

Pronabec

 

neuvoo-logo

Tu búsqueda de empleo comienza aquí

Las becas Fulbright
DATE_FORMAT_LC2

Educación como instrumento de entendimiento mundial
 
Hace tiempo buscaba un pretexto para escribir sobre una institución por la que guardo un agradecimiento profundo, tanto en términos personales como por su contribución al país; y la oportunidad se presentó ahora que la Fundación Príncipe de Asturias acaba de premiar al Programa Fulbright.
 
Creado en 1946 por una iniciativa del senador estadounidense James J. William Fulbright, el programa consiste en un intercambio educativo patrocinado por el gobierno de Estados Unidos, y diseñado con el objetivo de estrechar lazos entre ciudadanos de dicho país con los participantes de alrededor de 140 naciones en donde funciona este proyecto estructurado con el fin de usar la educación como instrumento de entendimiento internacional.
 
Se trata del proyecto de intercambio cultural más extenso y prestigioso del mundo, con más de 250,000 becarios que se han beneficiado en sus casi siete décadas.
 
Desde su creación en el Perú, la Comisión Fulbright ha otorgado más de 2,000 becas para ciudadanos peruanos y más de 1,000 becas a ciudadanos de Estados Unidos, las cuales son procesadas por un equipo humano estupendo que, como lo hacía Marcia Koth de Paredes en los ochenta –cuando yo postulé–, ayuda con cariño y comprensión a jóvenes en busca de una oportunidad.
 
Los criterios de selección se basan en nada más que la trayectoria académica y profesional, el mérito individual, y la potencial capacidad de contribuir al buen entendimiento entre Estados Unidos y el Perú.
Ello ha permitido a muchos jóvenes peruanos no solo obtener aprendizaje académico de primer nivel, sino, algo igualmente valioso, conocer mejor, de primera mano, a Estados Unidos y su población, su gente, y sus aspiraciones que a veces son, como ocurre en todos lados, distintas de las que tienen sus gobiernos.
 
Tengo la sospecha de que, entre todos los programas de toda índole, creados por Estados Unidos para promover el fortalecimiento de la relación entre ese país y zonas como América Latina, no hay otro con mayor impacto que las becas Fulbright
 
Así lo creo, por experiencia propia, y con profundo agradecimiento, por haber sido un becario Fulbright para estudiar, hace tres décadas, en Stanford y Harvard, como cuando he sido jurado del programa para seleccionar becarios y he visto en las caras de los postulantes esa combinación de ilusión con ansiedad por obtener la oportunidad de un desarrollo personal y profesional que permite esta experiencia singular.
 
Uno nunca sabe cómo habría sido su vida si hubiera hecho cosas distintas en su juventud, pero yo no tengo ninguna duda de que Fulbright fue, para mí, una experiencia fundamental, transformadora y decisiva.

 (Artículo publicado en La República el 26 de junio de 2014)

 
Ubícanos Contáctanos Síguenos
Av. La Cantuta s/n Mz. A Lote 3
Complejo Qhapac Ñan
Cajamarca, Perú
(51-76) 369438
(51-76) 366961
informes@becascajamarca.com